diumenge, 8 de febrer de 2009

INTRODUCCIÓN * 14 de febrero de 2009

number 3 Sudoku Red Number 6
con las manos en la masa
(cantan Joaquin Sabina y Vainica Doble)
*
Siempre que vuelves a casa, me pillas en la cocina,
embadurnada de harina, con las manos en la masa.
Niña, no quiero platos finos.
Vengo del trabajo y no me apetece pato chino.
A ver si me aliñas un gazpacho con su ajo y su pepino.
*
Papas con arroz, bonito con tomate, cochifrito, caldereta,
migas con chocolate, cebolleta en vinagreta,
morteruelo, lacón con grelos,
bacalao al pil pil, y un poquito perejil.
*
-Chiquillo, que yo hice un cursillo, para cordon bleu.
-Eso ya lo sé, pero chiquilla...
-¿Qué?
-...dame pepinillos, y yo los remojaré con una copita de Ojén.
*
Papas con arroz, bonito con tomate, cochifrito, caldereta,
migas con chocolate, cebolleta en vinagreta, morteruelo, lacón con grelos,
bacalao al pil pil, y un poquito perejil.


**
con las manos en la masa
(canta Rakel Winchester)
*
Siempre que güerves a la casa, me pillah en la cosina
to embadunnao d'harina, con lah manos hen la masa.
-Chiquillo, no quiero platos finos. Vengo der trabajo, y no m'apetese pato chino.
A ver si m'aliñas un gazpacho con su ajo y su pepino.
*
Papas con arró, bonito con tomate, cochifrito y caldereta,
migas con chocolate, sebolleta en vinagreta, morteruelo (er qué?), lacón con grelos, bacalao al pil pil... y un poquito perejil.
*
-Chiquilla, que me he ío a unos cursillos, pa' que comas bien!
-Eso ya lo sé, pero chiquillo...
-...¿Qué?
-...dame pepinillos, que yo los remojaré con una copita de Ojén.
-Permasa, ¡vamoh aquí queh lo que pasa! pero, ¿qué quiereh pa comé?
-Me sa quitao l'hambre con la guasa...
-¡Poh vete al carajo!
-Calla y limpia la cosina dándole con el estropajo!
*
Papas con arró, bonito con tomate, cochifrito y caldereta,
migas con chocolate, sebolleta en vinagreta, morteruelo (er qué?), lacón con grelos,
bacalao al pil pil... y un poquito perejil.

*

hoy es san valentín. y ésto es, punto.es

joel nakuro

(enlaza con: http://puntoes200.blogspot.com/)

1) el aperitivo. ¡una de bravas!. actualidad en la red

el aperitivo
*
El aperitivo es la comida que se toma para abrir el apetito, normalmente antes de la comida principal del mediodía (almuerzo). Acostumbra a realizarse en fechas señaladas o festivos, no es común que se haga a diario. Suele constar de diferentes pinchos o tapas y otros alimentos de "picoteo" (aceitunas, patatas fritas, patatas bravas, croquetas, acompañados de bebidas como refrescos, vino, vermú o cerveza. En el siglo XVII no existía esta palabra en castellano con la acepción moderna; un aperitivo era "una cosa que abre y limpia las vías", un término empleado por médicos y farmacéuticos. Es muy posible que la palabra "apetito" (del latín: aperitīvus - abrir el apetito) influyera en esta nueva y moderna denominación; en la mayoría de los idiomas europeos se entiende por aperitivo (en su denominación equivalente) la bebida que se toma antes de la comida, generalmente de ligera graduación alcohólica: vino, cerveza, vermouth. El uso castellano (y en otros idiomas como el italiano) es tan confuso, que no se llega a distinguir si el aperitivo es el alimento servido, o el espacio de tiempo antes de la comida.
**

¡una de bravas...!
*
Las patatas bravas o papas bravas son unas patatas cortadas en forma de dados irregulares de unos dos centímetros de tamaño aproximadamente y que están fritas en aceite y acompañadas de una salsa de tomate picante que se vierte sobre las patatas sirviéndose todo el conjunto caliente. Este plato es muy habitual en los restaurantes y bares de algunas partes de España, donde existe mucha tradición de tomarlas con una caña, (vaso de cerveza) o con un chato de vino, servidas como ración o como tapa.
*
La preparación de este plato es muy simple, se cortan las patatas en dados pequeños, y se suelen echar a hervir en agua en salmuera durante unos minutos, de esta forma quedan más tiernas. Se secan en paños y posteriormente se fríen en aceite (muy similiar a las patatas fritas). La naturaleza de la salsa con la que se acompañan varía según la ciudad. En Burgos donde son más tradicionales, se utiliza como base una salsa de tomate con vinagre y guindilla aunque también lleva otros ingredientes que suele formar parte del secreto particular de cada cocinero, siendo algunos de ellos objeto de patente, manteniéndose la base de salsa de tomate picante. Suelen ir siempre en pareja con las patatas allioli, preparadas con mayonesa y ajo, y no sólo con aceite y ajo. En Valencia y Catalunya lo habitual es que sea un majado con aceite de oliva, una punta de guindilla, pimentón y vinagre siendo acompañadas generalmente también con allioli de aceite y ajo.
*
Las patatas bravas se suelen tomar en los bares como una ración que contiene aproximadamente un cuarto de kilo de patatas. Popularmente es un tipo de tapa. Cuando se solicita en la barra del bar se suele oír el grito característico de los camareros: "Una de bravas..." indicando al cocinero que debe preparar una ración.
*

diumenge, 25 de gener de 2009

2) el entremés. actualidad en la red

el entremés
*
Un entremés, es cualquiera de los platos ligeros que se ponen en la mesa para picar antes de servir la comida. No confundir con el aperitivo, que se toma para abrir el apetito, normalmente antes de la comida principal del mediodía (almuerzo). El aperitivo acostumbra a realizarse en fechas señaladas o festivos, no es común que se haga a diario. Se conoce como entremés (o paso) a una pieza dramática jocosa y de un solo acto, protagonizada por personajes de clases populares, que solía representarse durante el Siglo de Oro español, es decir, a fines del siglo XVI y durante el siglo XVII y XVIII hasta su prohibición en 1780, entre la primera y segunda jornada de una obra mayor. Posteriormente será llamado sainete. En Europa, su equivalente es la farsa, cuya denominación se aplicó en España a cualquier tipo de representación teatral. Un ejemplo, es El retablo de las maravillas, de Miguel de Cervantes.
*
El término entremés procede del catalán y está documentado en el siglo XV como una especie de pantomima representada en banquetes cortesanos y, en una acepción gastronómica, como "manjar entre dos platos principales".
*
entremés de la cueva de salamanca
(Miguel de Cervantes de Saavedra)
__

Leonarda- Basta: ello ha de ser forzoso; no hay sino tener paciencia, bien mío; cuanto más os detuviéredes, más dilatáis mi contento. Vuestro compadre Loniso os debe de aguardar ya en el coche. Andad don Dios; que Él os vuelva tan presto y tan bueno como yo deseo.
Pancracio- Mi ángel, si gustas que me quede, no me moveré de aquí más que una estatua.
Leonarda- No, no, descanso mío; que mi gusto está en el vuestro; y, por agora, más que os vais que no os quedéis, pues es vuestra honra la mía.
Cristina- ¡Oh, espejo del matrimonio! A fe que si todas las casadas quisiesen tanto a sus maridos como mi señora Leonarda quiere al suyo, que otro gallo les cantase.
Leonarda- Entra, Cristinica, y saca mi manto, que quiero acompañar a tu señor hasta dejarle en el coche.
Pancracio- No, por mi amor; abrazadme y quedaos, por vida mía.
Cristinica, ten cuenta de regalar a tu señora, que yo te mando un calzado cuando vuelva, como tú le quisieres.
Cristina- Vaya, señor, y no lleve pena de mi señora, porque la pienso persuadir de manera a que nos holgu[e]mos, que no imagine en la falta que vuesa merced le ha de hacer.
Leonarda- ¿Holgar yo? ¡Qué bien estás en la cuenta, niña! Porque, ausente de mi gusto, no se hicieron los placeres ni las glorias para mí; penas y dolores, sí.
Pancracio- Ya no lo puedo sufrir. Quedad en paz, lumbre destos ojos, los cuales no verán cosa que les dé placer hasta volveros a ver.

Éntrase Pancracio.

Leonarda- ¡Allá darás, rayo, en casa de Ana Díaz. Vayas, y no vuelvas; la ida del humo. Por Dios, que esta vez no os han de valer vuestras valentías ni vuestro recatos!
Cristina- Mil veces temí que con tus extremos habías de estorbar su partida y nuestros contentos.
Leonarda- ¿Si vendrán esta noche los que esperamos?
Cristina- ¿Pues no? Ya los tengo avisados, y ellos están tan en ello, que esta tarde enviaron con la lavandera, nuestra secretaria, como que eran paños, una canasta de colar, llena de mil regalos y de cosas de comer, que no parece sino [u]no de los serones que da el rey el Jueves Santo a sus pobres; sino que la canasta es de Pascua, porque hay en ella empanadas, fiambreras, manjar blanco, y dos capones que aún no están acabados de pelar, y todo género de fruta de la que hay ahora; y, sobre todo, una bota de hasta una arroba de vino, de lo de una oreja, que huele que traciende.
Leonarda- Es muy cumplido, y lo fue siempre, mi Riponce, sacristán de las telas de mis entrañas.
Cristina- Pues, ¿qué le falta a mi maese Nicolás, barbero de mis hígados y navaja de mis pesadumbres, que así me las rapa y quita cuando le veo, como si nunca las hubiera tenido?
Leonarda- ¿Pusiste la canasta en cobro?
Cristina- En la cocina la tengo, cubierta con un cernadero, por el disimulo.
*

3) primer plato. pescado. actualidad en la red


zarzuela de pescado y marisco
*
Ingredientes para 4 personas:
- 4 rodajas de merluza de un dedo de grosor.
- 1 Calamar de unos 500 gr.
- 4 rodajas de Rape de un par de dedos de grosor
- 4 Salmonetes
- pescado para el caldo (en este caso hemos utlizado huesecillos de rape)
- 6 Cigalas de tamaño mediano
- 6 Gambones o langostinos
- 400 gr. de almejas de carril
- 1/2 cebolla
- 1 tomate mediano
- 3 dientes de ajo
- un puñadito de perejil picado
- 0.5 gr. de azafrán
- 25 gr. de almendras crudas peladas
- 1.5 galletas tipo María.
- 1 cucharada de pimentón dulce
- laurel
*
Ponemos a hervir en 1 litro de agua el pescado reservado para el caldo. Añadimos sal y una hojita de laurel. Picamos muy fino la cebolla y el tomate que utilizaremos para preparar el sofrito. Ponemos a calentar una sartén con 6 cucharadas de aceite de oliva. Echamos la cebolla y el tomate que hemos picado. Cuando la cebolla esté transparente y el tomate en puré, lo vertimos en una cazuela grande y plana que utlizaremos para hacer la zarzuela. Limpiamos y cortamos en anillas el calamar. Enharinamos la merluza para freirla en una sartén con 12 cucharadas de aceite de oliva. El pescado se fríe poco, una vuelta por ambas caras. Simplemente que se dore un poco, se acabará de hacer en la tartera con los demás ingredientes. Actuamos de igual manera con las rodajas del rape. Vamos colocando el pescado en la cazuela con la decoración que elijamos. Enharinamos los salmonetes. Los freímos hasta que se doren un poco. Enharinamos el calamar en anillas. Y de igual manera, se fríen hasta que se doren. Cambiamos el aceite (se suele quemar), y freímos las cigalas. Freímos las almejas. Y por último freímos los gambones o langostinos (es cuestión de gustos). Colocamos el resto de los ingredientes en la cazuela.
*
En una sartén limpia, ponemos a calentar un par de cucharadas de aceite y un diente de ajo troceado. Añadimos una cucharada de harina. En un mortero ponemos a trozos pequeños 2 dientes de ajo, un puñado de perejil, las almendras, el azafrán, la cucharada de pimentón dulce, y la galleta y media. Lo machacamos bien en el mortero, o si queremos que quede más fino, lo batimos con la batidora añadiendole un poco del caldo de pescado que hemos cocido. Añadimos un poco de caldo a la mezcla del mortero o de la batidora, y lo incorporamos a la sartén revolviendo hasta que vuelva a hervir. Vamos añadiendo el resto del caldo del pescado hasta que resulte ligero y trabado, rectificamos de sal. Con el primer hervor se añade a la cazuela, se lleva ésta al fuego y se mueve para que la salsa se distribuya bien por debajo de los ingredientes. Dejamos cocer a fuego lento unos 15 minutos. Agitamos con energía la cazuela para que no se agarre el pescado, no debemos dar vuelta a los ingredientes, puesto que se romperían y perdería la estética del plato. Mientras se termina de hacer, comprobamos si hace falta añadir más caldo en caso de que la salsa espese demasiado o sea escasa, y comprobamos el sabor.
*

diumenge, 11 de gener de 2009

audio.


A lo largo de la edición de hoy, pondremos en práctica nuestra comprensión oral. Audios, en diferentes acentos.
*
a) cifras
b) redacción. La dehesa
c) estar + gerundio
d) pretérito perfecto
e) estar + gerundio:

(freir, batir, rascar, lavar, pelar, cortar, romper, pasar un agua, sofreir, salar, abrir, remojar, colocar, abrir, cantar, hablar, comer, servir, atender, agradecer, aplaudir, desear. Notad que habría tres participios irregulares, ¿cuáles serían?)

dissabte, 10 de gener de 2009

4) segundo plato. de carne. actualidad en la red

pimientos rellenos de carne
*
Ingredientes:
12 pimientos de piquillo asados.
200 gr. de carne de ternera picada.
200 gr. carne de cerdo picada.
Ajo.
Perejil.
1 cebolla.
2 cucharadas de harina.
Leche.
2 huevos batidos.
1 vaso de vino blanco.
Nuez moscada.
Salsa de tomate.
Sal.
*
Uno de los principales y más característicos platos de la gastronomía Riojana que combina el pimiento producto estrella de los huertos de la ribera con carnes de porcino y vacuno base en la subsistencia de los pueblos de la sierra. Aquí muestro una de las muchas recetas que sobre este plato circulan por los fogones de la región.
*
Para este plato procuraremos utilizar pimientos del piquillo que asaremos con leña de sarmientos que dejaremos sudar en unos periódicos y después pelaremos conservándolos enteros. También podemos usar pimientos en conserva. A continuación mezclamos y amasamos con las manos las carnes picadas de cerdo y ternera a partes iguales agregándole ajo y perejil. Colocamos al fuego una sartén con un poco de aceite y rehogamos en ella la masa de carne echamos un par de cucharadas de harina un poco de leche y removemos con una cuchara de madera.
*
Con la masa resultante una vez fría rellenamos los pimientos para ello cogemos porciones de masa con una cuchara abrimos los pimientos e introducimos la masa por la boca cerramos con una ligera presión seguidamente los pasamos por harina y huevo batido friéndolos a continuación en una sartén en abundante aceite de oliva. En ese mismo aceite rehogamos media cebolla picada cuando ésta esté trasparente añadimos ajo picado y al dorarse incorporamos unas cucharadas de harina, rehogamos dando vueltas con la cuchara de madera y añadimos un vaso de vino blanco, perejil picado, unas ralladuras de nuez moscada, salsa de tomate y agua o caldo, echamos sal y dejamos hacerse unos veinte minutos. Buen provecho.
*

5) el postre. actualidad en la red


el postre
*
El postre es el plato dulce que se toma al final de la comida, aunque habitualmente en España se toma fruta, sobre todo en verano en que hay más variedad; cuando se habla de postres se entiende alguna preparación dulce, bien sean cremas, tartas, pasteles, helados, bombones, etc. Por extensión se denomina postre a cualquier comida dulce, incluso si su objetivo no es ser ingerido al final de la comida, como sería el caso de galletas o magdalenas.
*
arroz con leche
*
Un plato tradicional, pero siempre delicioso, imprescindible entre los postres de nuestro país. Poner en una olla:

• 1 litro de leche entera.
• 100 ml. de nata para cocinar.
• 2 palitos de canela en rama partidos por la mitad -total: cuatro trocitos. Partirlos fuera de la olla para que no caigan virutitas dentro. Luego son difíciles de sacar-.
• La piel de 1 limón mediano previamente bien lavado -al pelarlo hay que procurar evitar, en lo posible, la parte blanca. Pero aunque entre un poco no pasa nada. Tampoco es cuestión de cortarse los dedos. La razón es que la parte blanca de la corteza es algo amarga-.
• Una pizca de sal -la que cabe entre las yemas de los dedos pulgar e índice. Sí... muy poca-.

*
Calentar hasta hervir. Hay que estar atentos para bajar el fuego y que no se desborde la leche. Cuando hierve, poner 120 grs. de arroz Bomba y empezar a remover inmediatamente con cuchara de palo. No dejar de remover durante 20 minutos.
Tras este tiempo (que se pasa en un suspiro escuchando buena música), separar del fuego y retirar las pieles de limón y los trozos de canela.
Echar 130 grs. de azúcar y volver a poner a fuego medio removiendo durante dos minutos más. Probar el punto del arroz. Si se desea más blando, dejar un par de minutos más.
Retirar y meter directamente en la nevera.
Nota del autor: Con este tiempo de cocción, el arroz queda al dente, tal como nos gusta a los alicantinos. Además, si se usa el tipo de arroz "Bomba", como indico al principio, el grano, una vez hecho, ya no se pasa. Se queda con el mismo punto en que lo metimos en la nevera.

*
A tener en cuenta:

1.- La cuchara debe ser de madera.
2.- A la hora de poner el arroz, echarlo con una mano y remover al mismo tiempo con la otra. Es importante para que se no se hagan "pelotitas" de arroz y quede bien suelto.
3.- No hay que dejar de remover (suavemente) durante los primeros 20 minutos para que no se pegue el arroz al fondo.
4.- El azúcar se debe añadir una vez hecho el arroz (minuto 20) y no al principio.
5.- Si se hierve a un fuego excesivo, se evaporará mucha leche y puede quedar poco caldoso.
6.- Esta receta es para cocinas de gas. Las eléctricas lo dejan algo más seco, por lo que se recomienda reducir la cantidad de arroz a 110 grs.
*

dissabte, 6 de desembre de 2008

6) café, copa y puro. actualidad en la prensa

yo adivino el parpadeo
*
Schott es una empresa originalmente alemana que se dedica a fabricar productos relacionados con la energía solar, la fibra óptica, los envases farmacéuticos... Tiene una fábrica cerca de Barcelona, en Sant Adrià de Besòs, y otra en Aznalcóllar, en Sevilla. Pues bien, el año pasado la casa central alemana contrató a una agencia de publicidad para promocionar sus paneles solares. Schott garantiza que duran veinte años, y aunque el tango (de Carlos Gardel, con letra de Alfredo Le Pera) diga que es un soplo la vida y que veinte años no es nada, muchos consumidores ansían que los productos que compran cumplan dos décadas en vez de escacharrarse al cabo de nada.
*
La empresa en cuestión tuvo el acierto de hacer la propuesta a Saatchi & Saatchi, que es una agencia de primera. Al cabo de un buen tiempo de reflexión, la agencia les presentó su idea: un calendario de esos de a día por hoja, con el nombre del mes en la parte de arriba, el de la semana en la parte de abajo y, en medio, la cifra del día, bien grande. Son calendarios que acostumbran a incluir una frase dicha por alguna lumbrera, un refrán, una receta de cocina o un chiste. Hace años eran habituales. Se colgaban en la pared y cada mañana arrancabas la hoja del día anterior, con lo que aparecía la del día que ibas a vivir. Un amigo mío tenía uno en el baño, junto a las brochas y la maquinilla de afeitar. Cada día, antes de ducharse, la hoja que arrancaba le servía para amenizar sus necesidades y sus lavatorios. Hoy esos calendarios se ven menos, porque ha quedado claro que los prácticos son esos en los que se ve el mes entero, para prever qué vas a hacer los días siguientes y decidir así qué te interesa hacer en éste.
*
El caso es que la agencia presentó a Schott un calendario de esos de a día por hoja. Pero no de un año, que es como los encuentras en las papelerías, sino de veinte. Veinte años seguidos en un único calendario. A día por hoja: más de siete mil trescientas. Se cuelga en la pared, como los habituales, pero este sobresale más de sesenta centímetros. Lo regalan con un par de tornillos especialmente fuertes, para aguantar el peso. O lo regalaban, porque el éxito ha sido tal que no sé si aún es un producto promocional o ha pasado a la categoría de objeto de moda por el que hay que pagar.
*
Publicitariamente, la idea es, en principio magnífica: las dimensiones del calendario son tales que visualizas inmediatamente los veinte años de garantía. Ventaja añadida: no tienes que preocuparte por comprar un calendario nuevo cada año. Las desventajas son dos. Una: según dónde lo coloques, en muchas casas esos sesenta y pico centímetros de protuberancia son un engorro. Y dos: de nuevo a propósito del tango de Gardel y Le Pera, puede que en cierta época de la vida veinte años no sean nada, o no sean mucho, pero en épocas más tardías son muchísimo. Me fastidiaría bastante estar en el lecho de muerte y ver como yo me extingo y, en cambio, el puto calendario sigue ahí, en la pared, con años y años de vida por delante. Definitivamente, si me compro un panel solar, no será Schott.
*
[Quim Monzó, Magazine LA VANGUARDIA, 8 de febrero de 2009]